Con una gran variedad de cervezas artesanales, este nuevo bar ubicado en Providencia retoma la propuesta del bar de barrio.
Compártelo en tus Redes Sociales:

Osvaldo Cuadrado, dueño del Bar Apiádate de Mí, con voz pausada explica que lo que busca transmitir con su local es que la gente vaya a relajarse y a tomarse una buena cerveza. Y claramente uno le cree, porque transmite ese mismo relajo al conversar sobre su bar, que nació en enero de este año, en la comuna de Providencia.

“No queremos que la persona esté más de cinco minutos sin una cerveza en la mano. Y buscamos que la gente se sienta cómoda”, agrega.

Apiádate de Mí rescata el concepto de bar quitapenas y bar de barrio, con una decoración industrial,- realizado por Isidora, esposa de Osvaldo-, que hace referencia a los tubos e implementos de las fábricas de cerveza. En sus paredes, además, hay referencia a los boleros, parte importante del concepto del lugar, que saca su nombre del famoso bolero peruano “Regresa”. El local se encuentra detrás de la Iglesia la Divina Providencia, a unas cuadras de metro Manuel Montt, y dispone de terraza y una larga barra en donde puedes probar cervezas antes de pedir la que te guste. Todo con el fin de pasar las penas de la vida…

¿Cómo nace Apiádate de Mí?

Partí con este proyecto en un momento en que me quedé sin pega. Yo venía trabajando en la cervecería Tubinger, durante los últimos tres años. Allí, estaba a cargo de la mantención de los equipos de la planta, coordinar que la planta estuviese operativa, y de la logística y distribución, de instalar las máquinas dispensadoras a todos los clientes que teníamos, de que todo se instala bien, del protocolo de mantención de las máquinas. Y como tenía ese conocimiento a mi favor, decidí partir con el bar.

El objetivo final de Apiadate de Mí es tener una cervecería, pero estamos empezando al revés, la idea es consolidarnos en la venta cervecera, entender al público, el servicio, y después, tener nuestra propia planta. La idea no es solo tener una planta cervecera, la idea es tener un brew bar, un bar ondero, con la planta productiva acá mismo.

Sobre el concepto del bar, siempre me han gustado los locales como los de mis vecinos, bares de barrio. Y sentí que era una buena idea juntar esos dos mundos, el mundo del bar de barrio, más distendido, un local chico, con la cerveza artesanal. Y para mí siempre el bar de barrio ha sido un bar quitapenas, donde el mesero conoce tu nombre, donde uno conoce al dueño del local y tú mismo sacas la cerveza del refrigerador.

¿Por qué se llama Apiádate de Mí?

Cuando estaba pensando el nombre del bar justo estaba escuchando el bolero “Regresa” y suena el coro “apiádate de mí” y dije “¡oh, este es el nombre!”.

Además estaba buscando un nombre que fueses una frase, que llamara la atención y que te invitara a querer descubrir el lugar. Y creo que ha resultado, a la gente le hace sentido, con la ambientación del bar de barrio, con música de boleros, cumbias, cumbia psicodélica, y también el blues, esa es nuestra curatoría musical. Porque además de la cerveza, la música que tenemos está super seleccionada, siento que marida muy bien con un lugar como este.

¿Qué ofrecen ustedes en términos cerveceros?

Ofrecemos principalmente cervezas nacionales, porque nos interesa hacer cultura cervecera y eso significa fomentar la industria cervecera chilena. También tenemos algunas importadas, que nos sirven como referencia, porque las importadas que llegan son de muy buena calidad, y así nos sirven de punto de comparación con las chilenas, porque hay muchas cervezas chilenas que no tienen nada que envidiarle a las extranjeras.

También tratamos siempre de darle un feedback a las cervezas nacionales que pinchamos, acá, si nos damos cuenta que tiene algún defecto o problema de producción, nosotros le decimos a la cervecería en buena onda, para que mejore la oferta cervecera, que es parte de nuestra misión. Nos encanta que las cervecerías nacionales hagan cosas nuevas, a pesar de que a veces se cometen errores, pero en ese camino nacen buenas cervezas. Siempre son consejos bien recibidos por las cervecerías.

Yo había escuchado que al chileno le cuesta sentarse en la barra ¿Cómo les ha ido con eso?

Sí, es una realidad. La gente se sienta primero en la terraza, luego en las mesas de adentro y cuando ya no quedan mesas, se sientan en la barra.

Yo creo que los chilenos son de estar con quienes andan y nadie más al lado, y la barra es un espacio en el que uno comparte mucho, donde se produce la interacción. Pero eso también es parte de la cultura cervecera, que se va formando, cuando sabes que la persona que te atiende sabe de cerveza, te vas a ir acercando a la barra.

Y la gente de la barra sabe de cervezas, por eso nuestro eslogan es “queremos que encuentres su pilsen predilecta”, queremos ayudarte a elegir lo que te guste, por eso damos a probar lo que quieras.

¿Qué proyectos siguen para Apiádate de Mí durante el 2019?

Yo soy de proyectos de crecimiento explosivo, me gustaría generar impacto en el mundo cervecero, llevar esto mismo, a otros lugares de santiago. Y poder hacer cerveza, ser productores, ir haciendo cosas entretenidas, no líneas fijas. Nunca con la idea de tener todas las líneas, también ofreceremos cervezas nacionales, tener mucha variedad. Este año sí deberíamos abrir un segundo local, esa es nuestra meta.

Apiádate de mí
Dirección: Dr. Luis Middleton 1654, providencia
Horario: martes-sábado 13.00 hrs a 24.00 hrs